Uno de los problemas que pueden surgir en edificios de vecinos es encontrarse un día con el ascensor inundado. Las razones por las que sucede esto pueden ser varias, como una fuerte lluvia, que se rompa una tubería o que haya alguna filtración por la que entra agua en el foso del ascensor. En estos casos, tras identificar el problema inicial, es necesario proceder al vaciado del foso y eliminar toda el agua que se ha acumulado.

Drenaje de un ascensor inundado

El procedimiento para retirar el agua del foso no puede ser más sencillo. Con una bomba de aspiración se procede a sacar todo el agua, y llevarla a una zona segura. Puede ser una cuba de almacenaje o tirarla por el alcantarillado. Dependiendo del volumen de agua que haya acumulada, la duración de este paso puede variar, aunque no suele durar más de una hora.

En estos casos el tiempo es fundamental, ya que lo normal es que haya vecinos que necesiten usar el ascensor por razones de movilidad. Por ello, en Bluered hacemos lo posible por acercarnos en el menor tiempo, y proceder a la evacuación del agua para su posterior reparación.

Hay otro motivo por el que no se puede tener un ascensor inundado. La normativa indica que un foso de ascensor con agua no permite el uso de este, y se procede al bloqueo inmediato hasta que se solucione.

Reparación del origen del problema

Si se trata de la rotura de una tubería, lo ideal es proceder a la reparación por el sistema de manga continua, que reduce los tiempos y las molestias de tener que abrir una zanja. Con ello se puede evitar que el agua vuelva a inundar el ascensor.

También es posible realizar esta labor cuando se trata de una filtración por fisura en una tubería. Como es más complicado identificar este motivo por el que se inunda el ascensor, una revisión con cámara es el procedimiento más eficaz. Así se puede saber exactamente dónde está la fisura y la magnitud de esta.

Soluciones sin obras, la mejor opción

Un ascensor inundado es más que un problema a la hora de subir o bajar escaleras. Se trata de un tema que puede afectar a la estructura del edificio. Por eso no se permite el uso de un ascensor cuando el foso tiene filtraciones o se encuentra anegado.

Lo mejor es darse prisa para poner una solución eficaz al problema, además de buscar alternativas que no impliquen tener que abrir zanjas para realizar las reparaciones. Los sistemas de reparación y mantenimiento sin obras son mucho más limpios, rápidos y cómodos para todos los vecinos. Además, no se generan residuos, por lo que también es una forma de colaborar con el medio ambiente al no contaminar.

Llámanos si tienes algún problema de inundación en el hueco del ascensor. Nos encargaremos de hacer un análisis para identificar el origen, eliminar el agua y proceder a la reparación en el menor tiempo posible, y sin los inconvenientes de una obra.

Call Now Button669 81 84 99